Imprimir

La caraota

Trino Barreto E.    [4º semana de septiembre 2010]

 

“Negrita, yo sin ti no valgo nada“

Nuestra muy conocida caraota es una planta anual, originaria de México-Guatemala, que en la actualidad se cultiva por todo el mundo. Dada sus cualidades nutricionales y su alto consumo, posee un enorme potencial para contribuir a mitigar el hambre de la humanidad. Es un cultivo de tradición del campesino venezolano y constituye la base de su alimentación. En los últimos años han surgido diversos reportes científicos que sugieren incorporar las caraotas dentro de la categoría de alimentos funcionales, es decir alimentos que aportan beneficios a la salud, además de los nutrimentos que contienen.

 

Composición

Además de la cantidad y calidad de las proteínas, estas son importantes fuentes de fibra dietética, tanto insoluble como soluble, vitaminas del complejo B y minerales como el calcio y el hierro.

 

La vaina

Contiene alantoína, sustancia reepitelizante y cicatrizante que se emplea sobre heridas y piel en mal estado. Contiene también arginina, un aminoácido con claras propiedades diuréticas que puede aumentar el volumen de orina que se elimina diariamente, logrando en consecuencia una ligera acción hipoglucemiante y disminuyendo el nivel de azúcar en sangre de pacientes diabéticos; esta es la razón por la cual este tipo de enfermos pueden tomarla en cantidades moderadas a pesar de su alto contenido en hidratos de carbono, que, en principio, lo harían desaconsejable. Otros dos aminoácidos que contiene en cantidad son la leucina y tirosina. Todo este contenido en aminoácidos hacen que esta planta sea muy apreciada por su alto valor biológico, ya que proporciona estos productos en cantidades suficientes para el buen desarrollo de nuestro organismo.

 

El Grano

En el se encuentra la Fasolina, es conocida desde mucho tiempo por sus propiedades diuréticas, perfectamente justificadas en recientes investigaciones. El grano está muy indicado en el tratamiento de la obesidad, por su riqueza en fibras naturales y en taninos. Promueve la eliminación del exceso de agua de los tejidos que causa los edemas y ralentiza la asimilación de los azúcares.

 

Uso Medicinal

Diurético: Retención de líquido en el cuerpo (hidropesía, edemas, etc.), orina escasa y reumatismo articular agudo.

Diabetes: las vainas son hipoglucemiantes. Según han demostrado las modernas investigaciones, es de utilidad en el tratamiento antidiabético.

Obesidad: bloquean la absorción de carbohidratos, reumatismo y gota: se usa como preventivo

Reconstituyente Moderado

Exceso de ácido úrico (gota, arenilla, cálculos de 1os riñones, ciertos reumatismos, ciática, eczemas, etcétera).

Usos tradicionales: infecciones urinarias, diabetes, edemas, prevención de las litiasis urinarias.

 

Preparados

Infusión: Cinco gramos de vainas se añaden a 250 mililitros de agua ya hervida, dejándolo en contacto durante quince minutos; se filtra a continuación y se pueden tomar del líquido preparado hasta dos tazas al día. .

Decocción: Siete gramos de vainas se añaden a 300 mililitros de agua en ebullición, manteniéndolo a esta temperatura durante cuatro minutos, para proceder a su filtrado posterior; se pueden tomar un total de tres tazas al día.

Maceración de vainas: 2,5 gramos por taza. Se deja reposar 8 a 12 horas. Se toman bastantes tazas al día.

Tintura madre: 30 gotas, tres veces al día.

 

Referencias

Vivencias propias

INIA. 2005. Tesoros de la cocina, a bases de caraotas y otros granos. Serie publicación especial Nº 6

www.infojardin.net/fichas/plantas-medicinales/phaseolus-vulgaris.htm

www.mtplantas.com/plantas/E16289.htm